21 ago. 2011

SUSPIROS, MERENGUE

                Hacia tiempo que no volví a a colgar nada y os tenia muy pero que muy abandonados, por eso hoy vengo con fuerza.. y os explico una de mis postres preferidos.


Los SUSPIROS. os contare un poco de su historia.
En muchos libros de recetas salen los suspiros como una cosa casi "mística".complicada de hacer

Se deben colocar en horno a 0,00001 grado
Se deben dejar toda la noche horneando con la puerta del horno medio abierta
Cuando los esté batiendo, hágalo con los ojos cerrados ni los mire por que sino no suben
Etc., etc., Etc.

Nada de esto.

La receta es muy sencilla y no les tengan miedo. (He probado con muchas recetas y ésta es mi favorita )

Ingredientes:

  • 5 claras de huevo
  • 150 gr de azúcar
  • 150 gr de azucar glasse

Procedimiento:

Se mezclan los dos tipos de azúcar en un recipiente. Aparte se baten las claras y se montan a punto de nieve (bien firmes) antes de comenzar a agregar el azúcar.
Una vez montadas las claras se le va agregando el azúcar en forma de lluvia como 2 o 3 cucharadas a la vez y se van batiendo. Una vez que termine de agregar el azúcar podrá comprobar que el suspiro tiene el punto correcto.
Esten bien firmes y al levantar la batidora no debe escurrir. Si le falta punto, bata otro poco más hasta lograrlo.
Para el horneado, no lo haga en bandeja engrasada. Coloque papel encerado en la bandeja y los pueden hacer al gusto.
Colocar cucharaditas o para mejor presentación con manga y boquilla. Ellos crecen un poco en el horno. El horno debe colocarse más o menos a 150 ºC. Debe ser más bien bajo por que si se coloca muy caliente, se van a dorar pero estarán crudos.
Ellos están listos cuando al tocarlos por fuera no se pegan de los dedos y se sienten tostaditos.
Mas o menos 30 a 45 min.
Si se sacan del horno y no están listos, al rato se bajaran y se pondrán pegajosos. Si esto te sucede, colócalos nuevamente en el horno y listo.


Los suspiros han sido para mi un punto de Honor y finalmente los logre! Espero que lo disfruten haciéndolos en compañía de los niños.


JOSE BOISGONTIER.



No hay comentarios:

Publicar un comentario